Páginas

miércoles, febrero 18

XXXV

   - ¿Me lo contarás alguna vez?
Lía, recostada al lado de Eric, le dibuja círculos en el pecho con el dedo.
   - ¿El qué? – responde éste, que segundos antes soñaba despierto con quién sabe qué.
   - ¡Oh, venga! El rollito de tío misterioso al principio tiene su encanto, pero acaba cansando, Eric.
Han tenido esta misma conversación muchas veces.
   - El rollito de tía curiosa también. Hay muchas cosas ahí afuera, ¿sabes? Mucho más de lo que sale en esos libritos tuyos. Cosas que te harían gritar de formas que ni te imaginas.
   - ¿Como tú?
Una chispa se enciende en los ojos de Eric; lujuria quizás.
   - Sí. Pero resulta que sé que te encanta que te haga gritar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario